Información corporativa Blog Gretur Hallan un imponente monumento al Dios del Fuego en Teotihuacán
15 Feb
2013

Hallan un imponente monumento al Dios del Fuego en Teotihuacán

Publicado en: , |

Dios del Fuego

Dios del Fuego

Los descubrimientos en territorio mexicano están a la orden del día constantemente. En esta ocasión, arqueólogos pertenecientes al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) del país azteca hallaron una escultura correspondiente a Huehuetéotl, Dios del Fuego en estas latitudes. Hasta el momento, se trata de la más grande encontrada en Teotihuacán, una de las ciudades más importantes de Mesoamérica durante las épocas prehispánicas. Teotihuacán se halla en el noreste del Valle de México, concretamente entre los municipios de Teotihuacán y San Martín de las Pirámides (Estado de México). Cabe remarcar que esta zona fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987.

Además de la escultura en cuestión, se hallaron dos estelas completas de piedra verde y una parte de otra. Estos objetos podrían haber sido utilizados a modo de decoración en el templo más significativo de los que le daban entidad al citado complejo de edificios, hace aproximadamente 1.500 años. Según datos suministrados por el INAH, dichas piezas fueron descubiertas en la profundidad de una fosa de unos 17 metros de largo, cuatro de ancho y cinco de fondo. La misma dataría de entre fines del siglo V y comienzos del siglo VI de la era actual.

Puntualmente, los especialistas dieron con el monumento en la cúspide de la Pirámide del Sol, ubicada a casi 70 metros de altura.

Si bien los propios teotihuacanos destruyeron el templo que había sido erigido en la cima de la mencionada Pirámide del Sol, quedaron varios elementos en el lugar. Tal es así que, aún al día de hoy, se siguen encontrando muchos de ellos; y seguramente continuarán sucediéndose otros hallazgos en el futuro a corto y mediano plazo.

Los expertos indican que este destacado descubrimiento señalaría que la Pirámide del Sol fue testigo presencial de los cultos dedicados al fuego y de las celebraciones realizadas con motivo de los finales de Ciclos Calendáricos. A éste se suma el de 1906, cuando aparecieron un brasero y distintos símbolos relacionados con la ceremonia sagrada del Fuego Nuevo en el mismo sector de Teotihuacán.



Otros artículos similares


Comentarios

Dejar un Comentario en Facebook...

Buscar en el blog

Últimas entradas

Archivo

Más información